Estudiantes y profesores del departamento de Ciencias Planetarias y de la Tierra (EPS, por sus siglas en inglés) de la Universidad de California, realizaron expediciones a los Andes de Chile y al Parque Nacional Yellowstone con el fin de conocer cómo funcionan los géiseres y tratar de responder una pregunta aún sin una respuesta clara en pleno siglo XXI: ¿por qué erupciona un géiser? El equipo instaló un sismómetro alrededor de un géiser para medir sus vibraciones; de igual manera, se instalaron dentro del géiser (tanto en Chile como en Yellowstone) sensores de temperatura y presión.

En el caso de los Andes, se introdujo una videocámara al interior de un géiser, lo que permitió observar el comportamiento del agua y el vapor expulsados. Gracias a esas imágenes, construyeron en el laboratorio un géiser de cristal y, mediante las mediciones de agua, vapor, calor y presión, simularon el comportamiento de éste para conocer su funcionamiento. Observaron que en el fondo hay una placa caliente desde donde nace agua que, a ciertos intervalos, sube por el conducto del géiser y, al calentarse mucho, se convierte en vapor. A lo largo del conducto hay agua, pero en ciertos espacios se detecta presencia de burbujas de aire que almacenan vapor. Cuando el calor se acumula, el géiser expulsa el agua y vapor hacia la atmósfera. La combinación entre energía, suministro de agua y la forma del géiser controlan el funcionamiento y evolución de una erupción. Sin embargo, éstas son irregulares en la mayoría de los géiseres y aún no se explican por qué hay erupciones en determinado momento y no en otro. Dichas erupciones no tienen que ver con la hora, la presencia o ausencia del Sol, si hace calor o frío.

Te puede interesar:  ¿Imaginas calentar tu casa con energía almacenada en lo profundo de la Tierra?

El equipo del departamento de EPS explicó que continuará estudiando a los géiseres para conocer cómo y por qué funcionan tal como lo hacen.

Fuente: http://eps.berkeley.edu/news/inner-workings-geysers-revealed
No Hay Más Artículos